Fecha: 11 de septiembre, 2017 - 4:55 am

El sistema de control interno en las entidades públicas


La Dirección Regional de Agricultura San Martín es una de las pocas entidades del Pliego 459 que ha asumido con seriedad la implementación del Sistema de Control Interno, bajo las normas emitidas por la Contraloría de la República. ¿Y qué es el Sistema de Control Interno?

Si revisamos la normatividad sobre dicho proceso, encontramos que las normas vienen desde hace quince años. La DRASAM ya había emitido su directiva y sus procedimientos para mejorar su gestión en el periodo de Arturo Maldonado Reátegui, y la actual gestión de José Reátegui Vega le está dando un nuevo impulso, contando con un Comité de Control Interno –presidido por el Lic. Adm. Cesar A. Alejandría Castro, y Alfredo Alvarado Cárdenas, Edwin Alvarado Romero, Neisser Bartra Ramírez, Carlos Zavaleta Riccer, entre otros, apoyado por un Equipo de Trabajo Operativo, conformado por César A. Espinoza Ruíz, Fernando Ramírez Arévalo, Vanessa G. Pinedo Santillán y Milagros Ruíz Rodríguez–, que ha asumido con convicción la implementación de dicho Sistema. Y es de justicia reconocerles.

El Sistema de Control Interno permite ordenar procesos en el desarrollo de las actividades de la administración pública. Permitirá tener pleno conocimiento de las normas, de las políticas públicas –aquello de por qué hacemos las cosas–, conocer las etapas de sus procedimientos –estos, como parte de los procesos— y de tal suerte que puedan ser medidos para conocer el cumplimiento de los planes institucionales y el desempeño de todos. Con este sistema nadie pasará de cantor y tocando la flauta ni se escapará que su desempeño sea medido. No se trata de meterle miedo a nadie porque, si bien es cierto que el objetivo final del Sistema es prevenir la corrupción en la administración pública –por mucho tiempo seguirá siendo un cuento chino–, todos deberán centrarse que el objetivo es modernizar la gestión pública del Estado, aunque en él existan regímenes laborales de privilegio. Recordemos: desde hace más de veinte años no se han reajustado los sueldos en la administración pública.

Me ha correspondido realizar la consultoría para la primera fase de la implementación del Sistema de Control Interno en la Dirección Regional de Agricultura, seleccionado entre varios, emitiendo el Informe del Diagnóstico, donde recogemos la situación de la entidad y ustedes pueden verlo en el portal institucional, y les agradezco por esa confianza. Se ha realizado un diagnóstico sincero de la situación de la institución.

Que las entidades tengan organizado y formalizado su Sistema de Control Interno será un avance formidable para la mejora de sus gestiones. Los empleados sabrán valorar el significado y sentido que tienen las entidades donde pasan la mayor parte de sus vidas. En el caso de la DRASAM, se fortalecerá aún más la competencia de sus trabajadores que, dicha sea de paso, siempre he alabado. Y no puedo dejar de envidiar a dichos trabajadores, que realizan sus actividades en un espacio en medio de árboles y flores y con el olor de la hojarasca, en donde pende la amenaza de un parque temático que nadie quiere.