Fecha: 18 de Mayo, 2017 - 4:50 am

Casi me desnudan

Sus palabras se sentían reales y le creí. Me engañó de la peor manera, no me quería, ni quería lo mejor para mí, solo buscaba engatusarme y abusar de mi confianza. Todo fue una farsa y ya terminó.

La decepción es grande cuando tienes expectativas en algo o alguien, cuando buscas hacer las cosas bien y la otra parte no retribuye con lo mismo. Cuánto tiempo perdido por confiar ciegamente. Ni un pelo de tonta, de hoy en adelante corazón de piedra y sentimientos amarrados para no terminar estampada en el piso por mentiras y traición.

Hace dos semanas me acerqué a la Sunat para declarar mi renta anual 2016, como todos los años suelo exceder mis rentas de trabajo y cumplo al pagar una deuda tributaria, la cual suelo fraccionarla. Al igual que el año pasado, me demoré en declarar esta renta y por hacerlo fuera de fecha, me indicaron que debía pagar una suma de S/. 205.00, hasta ahí, pensé que por mi descuido terminaría pagando el mismo monto que el año pasado.

Por motivos laborales no pagué esa multa de infracción ese día y se me ocurrió llamar a la central de la Sunat en Lima para preguntar si mi multa seguía en S/. 205.00 o por intereses corridos era más. La señorita del call center me preguntó si acudí voluntariamente a declarar y le dije que SÍ, me preguntó si me llegó una notificación, le dije que NO y me preguntó si pagaría la deuda tributaria por exceder los montos anuales, le dije en definitiva que SÍ. Así fue que me enteré que en mi caso no se aplica ninguna multa de fraccionamiento por declarar después de fecha, porque existe subsanación voluntaria

Como soy de las personas que cuando inicia algo, busco llegar hasta el final, aunque eso implique dejar en el camino muertos y heridos. Con ganas de desenmascarar a todos, me acerqué personalmente a la Sunat y pedí información, le indiqué a la encargada que hice mi fraccionamiento y le pregunté a cuánto asciende mi multa por infracción, casi me desmayo cuando me dijo que a la fecha el monto era S/. 405.00, más del 50%. Fue en ese momento que me enojé y le informé lo que me dijeron horas atrás, con tanta seguridad me dijo que NO, que no se aplica en mi caso, porque hay infraccionamiento, que hay una base legal y que la persona que me brindó la información debería darme la base legal a la cual se ampara. En ese instante me volví a comunicar con la central en Lima y grabé la llamada, me volvieron a corroborar la información y me dijeron lo siguiente: “Señorita indique en la oficina de su ciudad que existe una circular Nº 013 del año 2010 y que sí aplica a subsanación voluntaria”

Con más seguridad y con pecho de gallo inflado, me acerqué nuevamente a plataforma con la misma señorita y le comuniqué el documento que me ampara, procedió a revisar su correo y me dijo que es un “documento interno” (en una institución pública) y que desde diciembre del 2016 aún no les autorizan aplicar en San Martín. Pedí hablar con el jefe de la oficina, pero no estaba, cuando solicité me proporcionaran el libro de reclamaciones, más de uno se movilizó y ¡OH SORPRESA!, la señorita regresó con otro discurso. Un poco más nerviosa me dijo que el documento en mención SÍ SE APLICA a todas las personas que voluntariamente realizan su declaración de renta anual sin necesidad de notificación, aunque hayan pasado la fecha del mencionado trámite.

Me reí en su cara, porque era un insulto que escondan documentos públicos que es en beneficio del contribuyente y que hagan pagar montos que no deberían.

La pregunta es: ¿Por qué la Sunat en San Martín esconde este documento, si en Lima y las demás provincias se aplica? ¿Por qué la Sunat en San Martín cobra multas que no debería cobrar? ¿A dónde va todo el dinero cobrado indebidamente? ¿A quiénes beneficia todo este dinero?

Muchas preguntas y respuestas que no son creíbles. Descaradamente la corrupción se vuelve la amante preferida de los que buscan lucrar a costas de los incautos.

Ante los ojos de todos, casi me desnudan y me dejan sin un sol, pero como siempre tengo ropa a la mano, me tapé y seguí caminando llevando este aroma que enciende y quema por donde vaya…