Cáncer de cuello uterino: “No hay una cultura de chequeo preventivo”

 Cáncer de cuello uterino: “No hay una cultura de chequeo preventivo”

Mujeres de 25 a 30 años están presentando más casos  

Casos tienen estrecha vinculación con inicio sexual temprano y la falta de prevención, señala experto 

Más mujeres jóvenes están presentando casos de cáncer de cuello uterino en los servicios de emergencia de diversos hospitales del país, así como en el Instituto Nacional de Enfermedades Neoplásicas (INEN). 

“Hemos visto en los hospitales y en el INEN llegar por emergencia a jóvenes con 25 años y con cáncer avanzado. Es impresionante. No hay una cultura de chequeo preventivo”, detalló Víctor Palacio, director de Prevención y Control del Cáncer del Ministerio de Salud (Minsa). 

Comentó que estos casos tienen estrecha vinculación con un inicio temprano de la actividad sexual y la falta de prevención mediante la vacuna.  

“Si una mujer es activa sexualmente tiene entre un 60% a 80% de posibilidad de contagiarse del virus del papiloma humano o VPH. Cuando llega a los 25 o 30 años tendrá mayor posibilidad de desarrollar una lesión premaligna de alto riesgo y eso determina la posibilidad de un cáncer de cuello uterino”. 

Explicó que las lesiones premalignas empiezan a verse desde los 25 años en adelante, las cuales generan cambios muy ligeros, pequeñitos, que solo pueden observarse a nivel microscópico y son detectados con ayuda de la prueba del Papanicolau. 

La ocurrencia de estos casos es lamentable, sostuvo el experto, porque existen mecanismos para prevenir el cáncer de cuello uterino, así como pruebas para detectarlo a tiempo. 

Vacuna y pruebas moleculares 

En el caso de la prevención, destacó la aplicación de la vacuna contra el VPH a niñas y adolescentes entre los 9 y 13 años o que estén cursando el quinto grado de educación primaria. 

“Las jóvenes no saben qué es una prueba de Papanicolau, menos qué es una prueba molecular para detectar el virus del papiloma humano y que ahora es totalmente gratuita. No tienen que pedir nada porque es su derecho”, indicó Palacio.   

De acuerdo con la Organización Mundial de la Salud, toda mujer entre 35 y 45 debe tener al menos una vez al año una prueba de alta performance para descartar un cáncer de cuello uterino.


Texto de Imagen: “Si una mujer es activa sexualmente tiene entre un 60% a 80% de posibilidad de contagiarse del virus del papiloma humano o VPH. Cuando llega a los 25 o 30 años tendrá mayor posibilidad de desarrollar una lesión premaligna de alto riesgo y eso determina la posibilidad de un cáncer de cuello uterino”.

Continúa leyendo