Arzobispo de Lima exhorta a partidos políticos a no invocar a Dios en favor de sí mismos

 Arzobispo de Lima exhorta a partidos políticos a no invocar a Dios en favor de sí mismos

Iglesia y responsabilidad por el bien común 

El monseñor Carlos Castillo Mattasoglio recordó que la Iglesia está involucrada en el proceso político, pero no es partidaria de ningún partido. Foto: composición/La República 

Monseñor Carlos Castillo se pronuncia luego de que el último sábado 26 de junio, la candidata de Fuerza Popular, Keiko Fujimori, rezara durante un mitin para pedir “justicia electoral” y respetar “la voluntad popular”. 

El monseñor Carlos Castillo Mattasoglio, arzobispo de Lima, pidió a los partidos políticos que no invoquen a Dios durante las manifestaciones que realicen con el propósito de favorecerse a sí mismos, en medio de la incertidumbre por los resultados de la segunda vuelta electoral. 

A través de un comunicado, el arzobispo de la capital recordó el llamado de los obispos católicos de los Estados Unidos, el cual detalla que “la Iglesia está involucrada en el proceso político, pero no es partidaria de ningún partido”. 

Asimismo, este manifiesta que la Iglesia no puede abogar por un candidato o partido por sobre los demás y que su causa es “la defensa de la vida y dignidad humana, y la protección de los débiles y vulnerables”. En ese sentido, señala que la comunidad participa en la contienda política, pero no puede ser utilizada por esta. 

En el pronunciamiento también evocó las declaraciones del cardenal Pietro Parolín, secretario de Estado de la Santa Sede, el cual sostuvo que al usar los símbolos religiosos para manifestaciones o mítines para favorecer a alguna organización se corre el riesgo de abusar de estos. 

“La política partidaria divide, en cambio Dios es de todos. Invocar a Dios en favor de sí mismos es siempre muy peligroso”, agrega. 

Keiko Fujimori rezó durante mitin 

Este anuncio se da luego de que el último sábado 26 de junio, la candidata presidencial de Fuerza Popular, Keiko Fujimori, rezara en mitad de un mitin e invocara a Dios para pedirle ayuda en el proceso electoral, con el propósito de que haya justicia y se respete “la voluntad popular”. 

“Señor Dios todopoderoso, señor Jesús, te pedimos hoy, que nuestro país se encuentra tan polarizado, dividido, lleno de miedo e incertidumbre, que nos regales fuerza, esperanza, amor, alegría, fe en nuestro futuro. Hoy estamos acá reunidos porque queremos saber la verdad, queremos justicia electoral y que se respete la voluntad popular”, exclamó la heredera del fujimorismo frente a todos sus simpatizantes en la víspera. 

“Te pedimos perdón, señor, si no hicimos más o nos hemos equivocado. Te pedimos que nos des la fuerza para mantenernos unidos y mantener la paz que tanto nos costó encontrar. Te pedimos que le des sabiduría a las autoridades que tienen que tomar una decisión tan importante. Te pedimos entonces que nos ayudes a llegar a los corazones y a la conciencia de todas esas personas que nos pueden ayudar a crear un mejor futuro para los peruanos”, añadió. 

 

Continúa leyendo