Hollywood respaldan el pedido de auxilio de pueblos indígenas del Perú por crisis del COVID-19


Desde artistas de “Game of Thrones”, actores como Morgan Freeman son las celebridades que tienen como objetivo recolectar un fondo de $5 millones de dólares en los próximos 60 días para que los guardianes de los bosques estén protegidos de la pandemia en los nueve países que conforman la Amazonía, entre ellos el Perú.

¿Quién ayuda a los defensores de los bosques? ¿Quién asegura que el líder indígena que vive en la Amazonía recibirá atención médica cuando el Perú está colapsado? Esta pregunta, que no parece haber sido prioridad para el gobierno durante la pandemia del COVID-19, sí se la hicieron “Dios” o hasta un personaje de “Game of Thrones”, hablamos de Morgan Freeman y Oona Chaplin, respectivamente.

Lo que sucede es que los artistas de Hollywood, se dieron cuenta de que la vida de los defensores de los bosques tropicales amazónicos peligra ante la evolución de la pandemia del COVID-19, según lo dan a conocer las últimas denuncias de los hermanos indígenas afectados.

Según la Red Eclesial de la Panamazonía registra más de 100 mil casos conocidos de COVID-19 y más de 5 mil muertes confirmadas en toda la región amazónica de Latinoamérica. Solo en la selva peruana la cifra estimada asciende a más de10 mil contagios y 400 muertes, según las direcciones regionales de salud.

De modo que a medida que el coronavirus continúa propagándose, los pueblos originarios están cada vez más en riesgo y podrían enfrentarse a un potencial etnocidio. 

Sin embargo, debido a la falta de recursos sanitarios en toda la región, las autoridades de salud no notifican y actualizan estos casos reportados desde las distintas comunidades, por tal razón, quedan vulnerables y desatendidos. A esta realidad se le suma el riesgo del contagio del virus, las actividades de deforestación y extracción ilegal en territorio indígena.

SE SUMAN ARTISTAS Barbra Streisand (ganadora de dos premios Óscar); Jane Fonda (dos Óscar), el famoso guitarrista Carlos Santana y otros artistas decidieron lanzar un evento benéfico de talla mundial en el marco de la campaña “Artistas Unidos por la Amazonía: Protegiendo a los Protectores de los Bosques”