Remedios naturales para blanquear los dientes


1.- Comer y masticar fresas
Las fresas, contienen una encima llamada ácido málico (que ayuda a blanquear los dientes), y vitamina C. El astringente de las fresas ayuda a quitar posibles manchas, mientras que la vitamina C se encarga de eliminar la placa.

2.- Usar hilo dental
Lo cierto es que ni por asomo se usa el hilo dental tanto como el cepillo de dientes. A pesar de este hecho, existen muchos dentistas e higienistas dentales que consideran que el uso del hilo dental es incluso más importante que el cepillado. Además, el hilo llega a los lugares donde más manchas aparecen, haciendo que tus dientes se vean mucho más blancos.

3.- Bicarbonato y limón
La reacción química que se produce al mezclar bicarbonato con el zumo cítrico del limón tiene un efecto blanqueador. Por separado, ambos ingredientes funcionan de maravilla, pero juntos son increíblemente efectivos. Usaremos un cepillo de dientes para aplicar la mezcla 1 vez a la semana para no dañar el esmalte.

4.- Comer verduras y frutas crujientes
Las manzanas, las zanahorias y el apio, son alimentos buenísimos para nuestros dientes. Las verduras y frutas crujientes actúan como un cepillo de dientes natural, de modo que masticando cualquiera de estos alimentos, retiramos el exceso de comida y bacteria que pueda haber en nuestra boca.

5.- Enjuague bucal con aceite
Para hacerlo correctamente, solo tenemos que tomar una cucharada de aceite puro y orgánico (de cualquier tipo) y removerlo por la boca durante uno 15-20 minutos. Después del enjuague escupiremos el aceite y enjuagaremos la boca con agua. Después tomaremos 2-3 vasos de agua (purificada si es posible).

6.- Peróxido de Hidrógeno alimenticio
Para aplicar el remedio, simplemente tenemos que enjuagar la boca con un poco de peróxido de hidrógeno alimenticio durante unos segundos y después la mezcla.