Seguro Social del Perú, un seguro poco seguro


 

El Seguro Social de Salud del Perú, más conocido como EsSalud, es el seguro de salud contributivo dirigido a todos los ciudadanos peruanos que cumplan con ciertas características. EsSalud brinda servicios de prevención, promoción, recuperación, rehabilitación, prestaciones económicas y prestaciones sociales.

Todos los que están asegurados a EsSalud, se han expresado en más de una oportunidad señalando que la atención que se les brinda cuando permanentemente asisten a buscar beneficios de su condición de asegurados, es muy precaria, pues las colas para ser atendidos, para recibir sus medicinas son interminables. Peor cuando un paciente debe ser trasladado para recibir atención médica en hospitales de la Costa o de otras regiones, partiendo del pasaje, se entiende que debe realizarse el viaje con un mínimo de seguridad, máxime si se trata de operaciones médicas debería utiizarse la vía aérea, pero se prefiere la vía terrestre con seguridad por ser el pasaje más económico para EsSalud y sin tomar en cuenta el peligro que ello significa para los enfermos.

Si bien es cierto que desde el gobierno se señala un presupuesto, es cierto también que son los asegurados quienes aportan cuotas para disponer de este servicio. Por lo tanto son los asegurados quienes tienen todo el derecho de plantear soluciones al respecto.

Muchos asegurados se han pronunciado sobre la atención indicando que la dirección de EsSalud no cumple con realizar cambios para mejorar la atención en el servicio de emergencia y del hospital en general que no está correctamente equipado.

También manifiestan que la atención en el hospital nacional, no es del todo óptima, porque los médicos no se abastecen, faltan técnicos y enfermeras, pero sobre todo el personal que labora maltrata constantemente a los pacientes y los hace esperar demasiado tiempo para que sean atendidos

Por otra parte, el servicio de Farmacia solo cuenta con medicamentos básicos, que en muchos casos no son útiles para los pacientes con enfermedades avanzadas o crónicas, mientras que en el servicio de laboratorio las colas son de nunca acabar y los resultados de los análisis se pierden con frecuencia poniendo en apuros a los asegurados.

Estas son algunas de las razones por las que los asegurados plantean que se declare en emergencia el hospital y se pueda cubrir lo más antes posible las plazas del personal de salud.