Apuntes sobre el referéndum


El desenvolvimiento de la vida humana se hace dentro del contexto del sistema democrático, con la participación de todos los habitantes en el destino del pueblo. Es ésta participación la que marca la diferencia con la autocracia, donde es una persona, grupo o familia, la que se cree con todo el poder, para tomar medidas unilaterales ante el pueblo. No hay ninguna autocracia que sea buena, sea de cualquier color. No hay ser humano en la tierra que se crea con autosuficiencia de pensar y mucho menos hacer por otra persona. A ésta altura de la civilización las tonta discriminaciones del planeta deben ser abolidas en su totalidad. ¿Cómo se puede explicar que una persona por tener tez blanca pueda tratar a otra de tez oscura como animal de carga? Son o fueron comportamientos por demás irracionales, muy inferiores a los animales silvestres. Las hormigas trabajan juntas para su vida en comunidad. Igual hacen las abejas. El ser humano actúa peor que éstos animales. Jesús, siendo Dios y hombre, con todo el poder del universo, ha tenido una vida humilde, al servicio de los demás, lavando los pies de los “alumnos”, sanando a los enfermos y enseñando a los que no saben. Todos los seres humanos ahora deberíamos ser considerados esclavos de Jesús, vivir a sus órdenes, para llevar una vida santa; sin embargo, vivimos en libertad, tomando en cuenta nuestro libre albedrío. ¿Y, cómo vivimos? Por supuesto, no sabemos vivir, vivimos en permanente pecado, precisamente porque estamos alejados de Dios.

La población hace mucho tiempo pedía un referéndum, porque en democracia se da oportunidad a todos y se respeta la voluntad de la mayoría. Hay tres poderes del Estado: Ejecutivo, legislativo y judicial. Los dos primeros son por elección del pueblo. ¿El judicial? Los integrantes del CNM no fueron los mejores administradores de justicia, ni en su trabajo ni en su designación. Ahora con el referéndum, se pretende cambiar con la Junta Nacional de Justicia. Si la designación de sus representantes será como la del CNM, solo se estaría cambiando de nombre, pues, las designaciones seguirán dependiendo de los amiguismos, de los verdecitos, de cualquier otra tontería alejada de los intereses del pueblo. Aunque el pueblo también está andando por sinuosos caminos; como siempre alejándose de los mandatos de Dios, porque no hay un día en que ocurran rupturas de familias, con padres que permiten excesivo libertinaje a sus hijos, que amanecen en las calles con pandillajes, drogas y borracheras. Claro, ahí hay mucho trabajo para el sector justicia. ¿Qué pasaría si los comportamientos de las personas fueran normales, comenzando por los de los padres?

Ya se hizo el planteamiento, en el sentido que los representantes de los tres poderes del estado, primero deben mostrar preparación académica básica, con el grado de doctor; pero doctor académico. Los representantes de estos tres poderes, que serán doctores académicos, deben provenir de elecciones nacionales. Entonces, será el pueblo el que los elija. Si todos los candidatos son doctores académicos, entonces será el pueblo el que elegirá a los representantes de los tres poderes. Hace algún tiempo, se presentó un doctor académico que de niño criaba chanchitos y lustraba zapatos, pero fue el único y el pueblo votó por él, sin saber que detrás tenía hábitos alcohólicos y voladores. Sin embargo, si todos los candidatos serían doctores, habría un amplio abanico de elección. Porque en el poder legislativo hubo y hay ridículos casos en abundancia: congresistas que carecen de educación secundaria, porque están buscando hasta ahora certificados de educación primaria por todas partes. Dicen que no se recuerdan los nombres de sus profesores de secundaria, ni de sus compañeros de aula. Falsifican boletas de pollerías. Roban servicios de cables, de agua y energía eléctrica. Con dinero del Congreso pagan la empleada de la mamá. Con el dinero del Congreso pagan las flores y los turrones que se repartían en el paso del Santo Moreno. Viajan a las provincias a repartir sus baratas peroratas. Dicen que los jugosos sueldos que reciben del congreso no les alcanza ni para comprar el chupete. En fin, no vale la pena recordar éstas nefastas actitudes por su bajo contenido. Por todos estos antecedentes, la propuesta de la exigencia de la formación académica de doctor para estos cargos de los tres poderes es inminente.

El otro punto del referéndum es la no reelección de congresistas. El pueblo, en su totalidad, ha estado solicitando ésta propuesta. Y no solo, que no deben reelegirse, sino que los montos de sus remuneraciones deben estar acorde a los demás funcionarios del sector público. ¿Por qué solamente los representantes del ejecutivo: Presidente, gobernadores, alcaldes, no deben tener reelección inmediata? ¿Qué corona se manejan los congresistas? ¿Acaso hacen labores extraordinarias que se merecen tantos beneficios? ¿Por qué los congresistas tienen inmunidad? También debe abolirse. No se entiende ¿por qué se excluyen estos cientos de individuos de la sociedad? ¿Quién les ha hecho creer que son la última bebida del desierto?