Fecha: 26 de marzo, 2018 - 3:10 am

¿Por qué deberías disfrutar del silencio en pareja?


Si tu pareja de vez en cuando no habla demasiado, se queda callado y le ves relajado y feliz, no empieces a pensar que se estará aburriendo, en qué piensa, o si se estará replanteando la relación… ¡Nada de eso! Hay que disfrutar de todo, y también del silencio.

El silencio es bienestar. Cuando no tienes la imperiosa necesidad de comunicarte con nadie, puedes estar tranquilamente sintiéndote bien, confiada y a gusto sin tener que hablar. Recuerda cuando pasas tiempo con esa amiga súper íntima con la que no te hace falta intercambiar una palabra porque incluso sabéis lo que pensáis. Pues con tu pareja eso puede ser igual de bueno o incluso mejor.

El silencio también es confianza. Cuando puedes estar con otra persona completamente callada, tal vez leyendo un libro, mirando una serie en el ordenador o simplemente disfrutando de un viaje en coche, entonces es que ya tenéis unos niveles de confianza tan grandes que vais a estar mucho más tiempo disfrutando.

El silencio es necesario. Porque reconócelo, no siempre tenemos ganas de tener una conversación de horas y horas, sino que muchas veces nos apetece estar simplemente callados, pensando en nuestras cosas, recordando o dejando la mente en blanco. Y si eso nos pasa en el trabajo, en familia o con amigos, ¿cómo no va a suceder en el día a día que vivimos con nuestra pareja? No sólo no es malo, sino necesario.